Las tropas israelíes asesinan a una madre viuda que deja seis hijos en un puesto de control

In Memoriam

Akram Al-Waara, Middle East Eye, 13 abril 2022

Traducido del inglés por Sinfo Fernández


Akram al-Waara es un fotoperiodista independiente palestino afincado en Belén, en la Cisjordania ocupada.

Ghada Sabatin, parcialmente ciega, fue asesinada a tiros por soldados israelíes «tras actuar de forma sospechosa” cerca de un puesto de control.

Ghada Sabatin

Cuando Mohammed Sabatin se despidió de su madre, Ghada, de 44 años, nunca pensó que sería la última vez que iba a verla.

Era una típica mañana de domingo: sus hermanos pequeños se habían ido a la escuela y su madre iba a visitar a algunos de sus parientes en Belén, a poca distancia en taxi de su pueblo de Husan, en el sur de la Cisjordania ocupada.

Sin embargo, poco después de su partida, Mohammed y sus cinco hermanos recibieron una llamada en la que les decían que su madre había sido abatida por soldados del ejército israelí en la calle principal del pueblo.

“No podía creerlo, me quedé conmocionado, todavía estoy en shock”, dijo Mohammed.

“Nunca imaginamos que nos pasaría algo así”, dijo uno de sus hermanos, el menor de los cuales tiene 11 años.

Habían llegado a Palestina desde el país vecino de Jordania unos años antes tras la muerte de su padre.

Mohammed señaló que él y sus hermanos son ahora huérfanos.

“Sólo tengo 18 años. Me siento triste por haber perdido a mi madre de esta manera, pero siento la responsabilidad de cuidar de mis hermanos menores, ellos todavía no entienden lo que ha pasado”, dijo.

Ghada Sabatin fue una de los cuatro palestinos que murieron el domingo a manos de las fuerzas israelíes en la Cisjordania ocupada, entre ellos otra mujer y un joven de 16 años.

“La noche antes de que la mataran, mi madre estaba sentada con nosotros, estábamos hablando, riendo, disfrutando de nuestra comida del Ramadán. Era un día normal”, dijo Mohammed.

“Y ahora ya no está”.

Desarmada

Según la familia de Sabatin, Ghada iba caminando por una acera junto a la carretera principal cuando un grupo de tres soldados israelíes armados comenzó a gritarle que se detuviera y se alejara de la acera.

Las fuerzas israelíes afirmaron que Sabatin se acercó a los soldados, que estaban apostados en un puesto de control aéreo en la zona, de forma sospechosa, lo que provocó que hicieran “disparos de advertencia” al aire. El ejército confirmó posteriormente que iba desarmada.

En un vídeo del suceso captado por el canal de noticias local Palestine TV, se puede ver a Sabatin corriendo en dirección a los soldados tras los disparos al aire, momento en el que los soldados le disparan en la pierna, haciéndola caer.

Dos de los hijos de Ghada Sabatin (Foto: Akram al-Waara)

“Mi madre siempre ha tenido miedo de los soldados, y siempre nos advertía que nos mantuviéramos alejados de ellos”, dijo Mohammed a MEE.

“Yo no estaba allí, pero creemos que los soldados la confundieron y la asustaron, lo que la hizo ponerse a correr”.

“Cuando dispararon las balas al aire, creo que se asustó, se la puede ver llevándose las manos a los oídos mientras corría”.

Mohammed añadió que su madre era parcialmente ciega y sufría una grave pérdida de visión en ambos ojos.

“Además de estar asustada y confundida, creemos que tampoco pudo ver bien por dónde iba”, dijo.

El activista local Ali Yousef dijo a MEE que los soldados podían haber visto que ella tenía las manos vacías y que no representaba ninguna amenaza para ellos.

“En el vídeo que se grabó del tiroteo se puede ver que ella no llevaba nada en las manos, y estamos seguros de que los soldados también lo vieron”, dijo.

“Estaba desarmada, sin cuchillo, sin nada. Pero la registraron solo después de matarla”, dijo.  “Había tres soldados contra esta mujer. Podrían haberla detenido, capturado, retenido, sin dispararle. Pero eligieron el camino más fácil, dispararle”.

Desangrándose

Los soldados dispararon a Sabatin en la pierna, dañando una arteria principal y provocando finalmente una pérdida masiva de sangre que le causó la muerte, según el Ministerio de Sanidad palestino.

Los vídeos publicados en las redes sociales mostraban a los soldados israelíes cortando la ropa de Sabatin, supuestamente para prestarle los primeros auxilios.

Pero la familia de Sabatin y otros lugareños dicen que la dejaron desangrarse en el suelo durante al menos 20 minutos antes de que los residentes la evacuaran en un vehículo privado.

“Estuvo tirada en el suelo sangrando durante 20 minutos antes de que llamaran a una ambulancia” dijo Mohammed. “El ejército afirmó que le habían prestado los primeros auxilios, pero ¿por qué no llamaron a una ambulancia? Deberían haberla llevado de inmediato a un hospital, pero no lo hicieron”, dijo, señalando que a pocos minutos de Husan está el megaasentamiento de Efrat.

“Solo se hubieran necesitado unos minutos para conseguir una ambulancia en Efrat y llevarla a recibir atención urgente en el asentamiento”, dijo. “Pero prefirieron dejarla desangrarse en el suelo».

Según Mohammed, fue su tío quien finalmente evacuó a su madre del lugar de los hechos a un hospital de la ciudad de Belén.

“Me pregunto si la hubieran llevado a un hospital de inmediato, tal vez ahora seguiría con nosotros”.

Ejecución extrajudicial

El grupo israelí de derechos humanos B’Tselem condenó el asesinato de Sabatin en un comunicado, calificándolo de “horrible”.

El grupo dijo que el asesinato de palestinos desarmados que no suponen una amenaza para nadie “no es un hecho que se produzca de forma excepcional”.

“Al contrario: la elección de utilizar la fuerza letal sin justificación no es simplemente un caso de error de juicio por parte de los soldados sobre el terreno, sino que es el resultado de una política de facto”, declaró el grupo.

“Todo esto forma parte de la política de ejecuciones extrajudiciales de Israel”, dijo Yousif, señalando las recientes declaraciones del primer ministro israelí, Naftali Bennet, en las que dijo que “había dado luz verde a los soldados para hacer lo que quisieran en Cisjordania”.

“Cuatro palestinos fueron asesinados en un solo día”, continuó Yousif. “No se trata de soldados que se defienden, son soldados que actúan como terroristas”.

“No tienen derecho a matarnos de esta manera”, dijo.

Yousif dijo que justo un día antes de que mataran a Sabatin, los soldados israelíes estacionados en la misma zona supuestamente golpearon a un joven con necesidades especiales del pueblo después de que caminara cerca de la zona del puesto de control.

“El ejército afirma que necesita estos puestos de control por razones de seguridad, pero en realidad son el origen de todos los problemas de ‘seguridad’ que tenemos”, dijo.

“Cuando los soldados no están aquí, todo va bien. Pero cuando están, siempre hay gente que muere asesinada”.

Foto de portada: Mohammed Sabatin señala el lugar donde su madre, Ghada, fue asesinada por las fuerzas de seguridad israelíes (Akram al-Waara)

Voces del Mundo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s